miércoles, 2 de septiembre de 2009

Gracias por volver


Música triste, reflexiono, me veo, me pregunto, no sé que responder, no estoy agusto con nada. Siempre he sido optimista, buen rollo. Hace un tiempo que me amargo la existencia y la de los que me rodean. No me gusta ser así, no me gusta que me tengan que soportar cuando esté de mal humor.

Bea, Lola, Arantxa, Víctor, Ramón... me escuchan, me soportan las quejas y penas, me aconsejan y me ayudan. Hay quien lo pasa peor que yo cuando estoy mal, y sin "venir a cuento" llora porque sufre mucho que esté en un mal momento. Tengo trabajo y trabajo (importante diferencia), tengo amigos, algunos hermanos (que no son hijos ni de mi padre ni de mi madre), la mejor compañera de vida que jamás podría tener, madre que aconseja y reconforta.

¡Pero que me falta!

En un día, después de escribir aquí ayer, hablar con mi gente, andar por la Gran Vía de Madrid solo y reflexionando, me "he apuntado al Cambio Radical Espiritual" (programa televisivo que me acabo de inventar). Donde en vez de ponerme implantes leeré libros, en vez de cambiar mi peinado cambiaré el punto de vista de las cosas a uno totalmente inundado de positividad, a cambio de cambiarme la dentadura tendré paciencia conmigo. Más que cambiar, quiero y seré el de antes.

Gracias por volver Javier, enjoy your life.

5 comentarios:

Clara dijo...

Javi, tal vez me equivoco, pero creo que confundes el querer progresar o cambiar un aspecto muy concreto de tu vida con tu actitud (nueva)hacia todo.
De hecho creo que en el fondo tienes claro lo que necesitas cambiar, sólo necesitas el valor para intentarlo.
Te recomiendo que leas tus propios posts, no como tuyos sino como si leyeras sobre otra persona...creo que te darás cuenta de que en el fondo nunca has cambiado. Lo que escribes nos transmite sonrisas a muchos, no puede ser que no seas consciente de eso o que transmitas algo que no sientes haciendo algo tan personal.
Da el paso para cambiar lo que no te deja terminar de ser feliz, pero no lo confundas con la infelicidad.
Un beso grande.
P.D. lo siento...sólo soy Clara, pero me encanta leerte.

Clara dijo...

Javier perdona si te ofendí, tal vez hablé demasiado.
Un beso

Javier dijo...

En absoluto, me gusta oir (en este caso leer) la opinión de la gente. Cuando es para ayudar, se agradece. No lo sientas. Un saludo Clara.

Javier dijo...

Sí, tardaste más de la cuenta, pero lo que cuenta es que ya, volviste.

Javier dijo...

Sí, tardaste más de la cuenta, pero lo que cuenta es que ya, volviste.